Las cien y una noches de María Eugenia Vidal



Pasaron los primeros cien días del mandato de María Eugenia Vidal. Cien días y cien noches marcadas por tensiones, crisis y éxitos en lo que es el ríspido tablero político bonaerense. En la provincia de Buenos Aires cien días son sentidos como cien años, su cotidianidad vertiginosa hace que las horas de gestión y política se vivan al límite. “Mariu” ya tuvo sus diversas pruebas de fuego, en el Sillón de Dardo Rocha en el que muy pocas veces se imaginó estar sentada durante la campaña. Hizo historia, al convertirse (el 10 de diciembre) en la primera mujer gobernadora bonaerense, con apenas 42 años y, de paso, destronar al peronismo tras 28 años de hegemonía. El factor fundamental del huracán amarrillo.

“La provincia quebrada”, endeudamiento récord y emergencias son algunos de los ítems más destacados de los primeros cien días de MEV al frente de la provincia más importante del país. Su primera prueba de fuego llegó a los pocos días de haber asumido: el tratamiento del Presupuesto 2016 y un millonario pedido de endeudamiento que superaba los 100 mil millones de pesos. El final del 2015 no trajo brindis y alegrías para Vidal y sus novatos funcionarios. Las equivocaciones a la hora de presentar los lineamientos y justificaciones para conseguir el endeudamiento, sobre todo del ministro de Economía, Hernán Lacunza, sumado a la falta de experiencia en las siempre convulsionadas negociaciones políticas en la Legislatura, sobre todo con un FpV/PJ impactado y rabioso por asimilar su rol de oposición, hicieron que la gobernadora reciba el 2016 sin su presupuesto aprobado. Por si fuera poco, aquellos días de caluroso verano, elevaron más su temperatura con la fuga de los tres condenados por el Triple Crimen de General Rodríguez, dejando a la gobernadora en el centro de la escena político-periodístico nacional, que según cuentan muchas fuentes produjo un pico de presión en Vidal que hasta la llevó a desmayarse por el impacto de los acontecimientos. Truenos y tormentas sobre el sendero.

Pero con los días, el cielo comenzó a despejarse. Los fugados fueron recapturados y el Parlamento aprobó -a mediados de enero- el presupuesto, las emergencias en Seguridad y del Servicio Penitenciario, pero no así la Emergencia en Infraestructura. Eso sí, Vidal tuvo que hacer concesiones, ceder ante el los bloques del FpV/PJ y bajar el endeudamiento a 60 mil millones de pesos. También recibió mucha ayuda del Frente Renovador, que gracias al “acuerdo de gobernabilidad” pactado por Vidal y SergioMassa a los pocos días de las elecciones de octubre, ofició de bloque oficialista en la defensa de los proyectos del Ejecutivo. Los llamados “intendentes dialoguistas” del FpV/PJ también fueron vitales para que la “Ley de leyes” viera la luz. La calma del éxito parcial fue efímera, febrero trajo la negociación paritaria con los docentes, que fue sacudida por la paritaria nacional, y las confusiones y maniobras que hizo el ministro de Educación de la Nación, Esteban Bullrich. Las ambivalentes ofertas de aumento salpicaron el escenario bonaerense, desde donde incluso se conjeturó que las viejas internas del PRO volvían a sobrevolar el tablero. Después de varias reuniones paritarias suspendidas y con el riesgo de un paro de maestros, finalmente Vidal pudo cerrar la negociación con un aumento del 34,6 por ciento. El primer triunfo político para la gobernadora al fin tocó su puerta y pudo dar su discurso de apertura de Sesiones Ordinarias con las clases comenzadas en tiempo y forma. La sonrisa volvió al rostro de la gobernadora.

Ante la Asamblea Legislativa, Vidal apuntó duro contra la gestión de Daniel Scioli, la “herencia pesada” y la “Provincia quebrada”fueron los platos fuertes de su alocución crítica y de culpabilidad a su predecesor. Además, plasmó su agenda legislativa con leyes trascendentales para su primer año de mandato. Volvió a pedir por la emergencia en Infraestructura, anunció el envío al parlamento de un proyecto de Ley de Modernización del Estado (días posteriores también irrumpió la emergencia Administrativa), también puso sobre la mesa el envío de un proyecto de Ley de Ética Pública, ligada al anuncio sobre la obligatoriedad de la presentación de Declaraciones Juradas públicas de ella, todos sus ministros y secretarios, como así de altos mandos policiales y penitenciarios. Como el plato fuerte, manifestó el impulso de una Reforma Electoral para la Provincia. En el plano económico, ansiosa (algunos dicen que presionada por la Rosada para aumentar las reservas nacionales), Vidal envío a Lacunza hasta Nueva York para colocar deuda por 1250 millones de dólares a una tasa del 9,37 por ciento a ocho años de plazo. El hecho no dejó de ser llamativo, dado que se realizó en el mismo momento que el Gobierno Nacional negociaba en el Congreso la aprobación del acuerdo de pago para los Fondos Buitre, que según manifestaron traería una tasa de colocación de deuda al 6,7 por ciento. De esa forma, el gobierno bonaerense se convirtió en el primer emisor argentino, Nación y el resto de las provincias esperan por la resolución del conflicto de los llamados “holdouts”. Pasos, diagramas y jugadas económicas.

Un párrafo aparte merece el conflicto salarial con los empleados estatales. A diferencia de los docentes, la Provincia ofreció un aumento del 15,6 por ciento con el compromiso de reabrirla el 1 de julio. Sin embargo, ese monto dividió a los gremios y produjo una ventaja sobre el tablero para el Ejecutivo bonaerense. UPCN al mando del amigo del poder de turno,Carlos Quintana, fue el primer gremio en aceptar esa exigua oferta. En la Federación de Gremios Estatales y Particulares (Fegeppba) sucedió una discrepancia profunda, la mayoría de los sindicatos se plegaron a la idea de aceptar la oferta, menos SOEME, que junto a ATE son los sindicatos que rechazaron ese monto y llevaron a cabo medidas de fuerza con paros y movilizaciones hacia gobernación. El conflicto se trasladó al ámbito judicial de la mano del juez en lo Contencioso Administrativo, Luis Arias, quien esta semana que pasó hizo lugar a una presentación judicial de CTA, ATE y SOEME, ordenó el no cierre de la paritaria estatal y requirió al ministerio de Trabajo toda la documentación de le negociación salarial para emitir un fallo definitivo. Desde el gobierno provincial apelaron la medida cautelar. En el texto entregado se sostiene que “el procedimiento de negociación colectiva desempeñado, ha sido llevado a cabo atendiendo a la normativa vigente desenvolviéndose con total normalidad”. Fuentes de la platense calle 6 afirman que “informaron absolutamente todo al juez”, consideran que “no hubo incumplimiento de la ley de negociación paritaria”, como tampoco “errores” en el cómputo sobre cuáles son las mayorías para hacer el acuerdo y esperan a que Arias les dé la razón. Mientras tanto, ATE anunció la continuidad de su plan de lucha, reclamó pases a planta y reincorporaciones, advirtiendo: “Si no lo hacen, vamos a incendiar la provincia con paros”. El casillero caliente sobre el tablero.

Otro recurso que usó Vidal en estos cien días fue la emergencia. La gobernadora, como se dijo, ya tiene las emergencias en Seguridad y del Servicio Penitenciarios aprobadas por la Legislatura. Esta semana que pasó, tras una serie de negociaciones, la Cámara de Diputados dio media sanción a la emergencia en Infraestructura. El dato más sobresaliente es la modificación que se hizo al proyecto original, que ahora contempla la creación de una Bicameral de Seguimiento que será la encargada de monitorear el desarrollo de esta emergencia en cuanto a la licitación y ejecución de obras. El oficialismo espera que los senadores conviertan en ley este recurso de suma importancia para Vidal, ya que el jueves 17 de este mes esa Cámara levantó su sesión producto de las pujas que estallaron entre el Frente Renovador y Cambiemos por el reparto de Comisiones. El massismo, contrario a su prédica de estar en contra de las “peleas por los carguitos”, grita a los cuatro cielos su disconformidad y hasta apuntan al vicegobernador radical, DanielSalvador, por haber “favorecido” la interna del oficialismo, sobre todo al designar a la senadora Nidia Moirano (exdenarvaísta, exfilo sciolista y ahora macrista) al frente de la Comisión de Asuntos Constitucionales y Acuerdos, de suma importancia estratégica para la tropa del tigrense. Tanto fue el revuelo que más de un senador massista salió a decir a los medios periodísticos que “rompió el acuerdo de gobernabilidad” sellado por Vidal y Massa. Desde la Casa de Gobierno intentan bajar el tono a esa discusión, afirman que “no observan que se haya roto el acuerdo”, pero al mismo tiempo miran de reojo los movimientos de los radicales, sus aliados disconformes. De todas formas, MEV envió a la Cámara Alta dos proyectos de relevancia para su gestión: emergencia Administrativa y el Plan Estratégico de Modernización del Estado, que tiene como ejes la agilización de trámites, la modernización a través de las nuevas tecnologías, la búsqueda de transparencia y de participación ciudadana. Las cuatro Emergencias para demostrar gestión.

El plano sentimental también irrumpió en los cien días de la gobernadora, quién tras la explosión mediática de la separación con su esposo -el intendente de Morón, RamiroTagliaferro-, decidió ella misma hablar de ese tema ante los medios periodísticos. El avance del dengue, el conflicto con los gremios médicos, la relación con los intendentes bonaerenses y las reuniones seccionales, la reforma de la Policía Bonaerense, sus romances políticos con Massa y últimamente con Margarita Stolbizer, quien no quiere quedar afuera de la foto, son parte de las cien y una noches que tuvo Vidal desde que asumió. El camino es largo, recién comienza, en el territorio bonaerense las tensiones y contingencias son parte del día a día. El desafío para Vidal es doble: demostrar tener una buena gestión y cumplir con las promesas de campaña y las expuestas en sus discursos y, por otro lado, armar un sustento político para Mauricio Macri en la provincia más grande del país, que permita crear un escenario sólido para el 2017, año electoral y para la consolidación del proyecto nacional del PRO. En lo segundo, aún no han surgido avances.-

ANDigital

Sobre el redactor

Darío Franco Medina

Maestro Mayor de Obras (Master Builder) | Propietario y Editor General | Webmaster, Networker & Social Media Optimizer (SMO), Community Manager (CM) | Editor gráfico para Editorial Red Literaria | RRPP y SMO para Kureiji No Eventos

Los comentarios publicados a continuación son entera responsabilidad del visitante. Por lo cual, vale aclarar, reflejan exclusivamente la opinión del lector, y no necesariamente la de EL CORREO GRÁFICO

Loading Facebook Comments ...
Loading Disqus Comments ...