Para Bianco y Heller, la salida de la crisis está en el mercado interno

Tiempo de Lectura: 4 minutos

“El cambio de tendencia económica tiene que venir de la mano del mercado interno, hay que poner en funcionamiento el principal motor que tiene la economía argentina que es la demanda doméstica, consumo interno e inversión pública. Me parece que en el corto plazo eso es lo que nos va a permitir cambiar la tendencia”, sostuvo el economista Carlos Bianco, docente, investigador y Consejero Superior de la Universidad Nacional de Quilmes (UNQ) en la mesa de cierre del 6to Congreso de Economía Política “La economía argentina en una encrucijada” que se realizó esta semana en el Centro Cultural de la Cooperación (CCC) Floreal Gorini.

El docente e investigador, también miembro del equipo de campaña de Axel Kicillof, se refirió también a la situación puntual de la provincia de Buenos Aires: “tenemos una cuestión más coyuntural que son las emergencias que está dejando la gobernadora Vidal: alimentaria, educativa, en materia de salud, de seguridad, de cómo se refinancian los vencimientos de la deuda provincial, eso es lo que hay que atacar mucho más urgentemente, pero teniendo en cuenta también un programa de largo plazo sostenible, que tiene que estar siempre basado en la producción, la generación de empleo genuino, bien remunerado, formal, con los derechos laborales que se cumplan”.

“Tenemos desafíos de forma, desafíos de contenido, lo que viene para el gobierno de la provincia de Buenos Aires, si es que a Axel le toca ganar, va a ser un gobierno muy austero, de mucha cercanía con el pueblo, muy sacrificado, muy comprometido y muy transparente”, cerró Bianco.

El cierre del Congreso, como ya es habitual, estuvo a cargo del referente del movimiento cooperativo Carlos Heller: “Para el corto plazo a mí me parece que la salida de la crisis es por el lado de un fuerte fortalecimiento del mercado interno, que tiene todas las condiciones para poder hacer ese arranque, entre otras, la ociosidad del 50 por ciento del aparato productivo, que lleva a que ni siquiera hagan falta inversiones para arrancar. Las máquinas están, hay que ponerlas a funcionar, y para eso hacen falta consumidores, para que esas empresas tengan demanda e interés en ponerlas a funcionar y tomen gente y esa gente se convierta a su vez en nuevos consumidores y pongamos en marcha un ciclo positivo de la economía”, explicó el exlegislador.

El Presidente del Partido Solidario se refirió también al recientemente anunciado Plan Argentina Sin Hambre: “Me parece muy interesante porque por primera vez no se trató solamente de un planteo de los qué sino que hubo una enorme enumeración de los cómo. Porque Macri dijo que iba a eliminar la pobreza, el desempleo, un mundo de maravillas planteó, pero nunca dijo cómo lo iba a hacer”, destacó.

Finalmente, Heller señaló: “Vamos a entrar en un periodo intenso y apasionante. Se ha conformado un frente amplio, diverso y plural y la diversidad implica visiones no necesariamente idénticas. Es decir que vamos a entrar en una etapa de debate, y tenemos que asumirlo como una revalorización de la política y de la democracia. No hace falta el pensamiento único. Hace falta el debate vivo”.

En la apertura de la actividad, que se realizó en la Sala Solidaridad, y antes de darle la palabra a Bianco, Juan Carlos Junio, director del CCC, destacó que en su sexta edición, el Congreso de Economía Política tuvo “récord en concurrencia de público, a través de las 11 mesas con ponencias donde se presentaron investigaciones. Esta concurrencia tan importante quizás haya que ubicarla en este momento político, cultural, de los espacios populares y democráticos de nuestro país, ya que venimos de un gran triunfo político electoral y vamos a ir a otro el 27 de octubre, con el que seguramente se abrirá un nuevo tiempo para nuestro país”. “Esto de la «encrucijada» que planteamos en la convocatoria en definitiva refleja que luego de este corto invierno, como dice García Linera —siguió Junio—se abre un momento de desplegar estrategias para el nuevo gobierno desde todos los ámbitos. Se trata de reflexionar, de pensar, de teorizar, con vistas a generar propuestas e instrumentos que posibiliten salir de la encrucijada que deja este gobierno conservador”.

Magdalena Rúa, investigadora del CCC, por su parte destacó que el nuevo gobierno tiene que enfocarse en “cerrar el desequilibrio externo, reactivar la economía dinamizando el poder adquisitivo de los trabajadores y trabajadoras, generar fuentes de trabajo dignas y diseñar una planificación estratégica para el desarrollo ambiental y fortaleciendo la ciencia y la tecnología”. Además planteó que “hay que pensar qué lugar le vamos a asignar a la moneda extranjera, si creemos que es un bien escaso hay que reorientarla a las cuestiones prioritarias para desarrollar la industria”.

Para Rodolfo Pastore, director del Departamento de Economía y Administración de la UNQ, “el cooperativismo tiene que ser una parte central de la agenda de una política nacional, popular y democrática. En ese sentido son muy interesantes los planteos conjuntos, como las 12 propuestas de la economía solidaria que presentaron todas las confederaciones nacionales de cooperativas y mutuales”.

A continuación, intervino el sociólogo Alexandre Roig (UNSAM), quien se refirió a la “explotación financiera” con eje en los trabajadores de la economía popular: “Es un sujeto que se autodefine como trabajador sin patrón, pero paradojalmente tiene una relación con un patrón oculto, el propio capitalismo financiero. Para nosotros ese sujeto político emerge dentro del seno político pidiendo una nueva forma de organización del conflicto capital – trabajo”, subrayó.

De la mesa de cierre participó también Martín Burgos, coordinador del Departamento de Economía Política del CCC, quien explicó que en el 6to Congreso de Economía Política, organizado en forma conjunta por la UNQ y el CCC Floreal Gorini, “se presentaron 70 ponencias en 11 mesas organizadas alrededor de las temáticas clave para la agenda futura del país: deuda y fuga de capitales, género y economía, riquezas naturales y medio ambiente, estructura productiva y inserción internacional, innovación y tecnología, economía social y cooperativismo”.

A %d blogueros les gusta esto: