Análisis Latinoamericano::

Prosur por Unasur

Tiempo de Lectura: 2 minutos

Siete mandatarios de la región constituyeron formalmente en Santiago de Chile el Foro para el Progreso y el Desarrollo de América Latina (Prosur) y advirtieron que los “requisitos esenciales” para integrar ese espacio será “la plena vigencia de la democracia”. Se trata de una nueva instancia de integración de América del Sur que busca ser el reemplazo de la diezmada Unasur.

La ausencia más notoria en el estreno del Prosur ha sido la de Tabaré Vázquez

Al encuentro, realizado en el Palacio de La Moneda, asistieron el anfitrión, Sebastián Piñera, y los presidentes de Argentina, Mauricio Macri; de Brasil, Jair Bolsonaro; de Colombia, Iván Duque; de Perú, Martín Vizcarra; de Ecuador, Lenín Moreno, y de Paraguay, Mario Abdo Benítez, así como el embajador de Guyana en Chile, George Talbot.

La ausencia más notoria ha sido la del presidente de Uruguay, Tabaré Vázquez, que discrepa en la constitución del Prosur por “afinidad ideológica”. Lo interpreta como “el mismo error” que se cometió con la Unasur.

Además

El anterior presidente de Brasil, Michel Temer, ha sido detenido en San Pablo en una operación policial vinculada al megaescándalo de corrupción Lava Jato por el que ya está preso otro expresidente, Luiz Inacio Lula da Silva. La detención de Temer está vinculada a una investigación sobre el supuesto desvío de fondos destinados a la construcción de la central nuclear Angra 3 en Río de Janeiro. Temer entregó el poder el 1 de enero a Jair Bolsonaro. Desde ese momento perdió la inmunidad.

Donald Trump y Bolsonaro estrenaron una nueva era en las relaciones entre Estados Unidos y Brasil. Durante la primera reunión entre ambos presidentes, en Washington, coincidieron en criticar al socialismo como causante de la crisis de Venezuela. Sólo en un aspecto no estuvieron de acuerdo: rechazan al régimen de Nicolás Maduro, reconocen como presidente encargado a Juan Guaidó y reclaman elecciones libres, pero Bolsonaro no comulga con la opción militar alentada por Trump.

Entre gallos y medianoche ha sido detenido en Caracas el jefe de despacho de Guaidó, Roberto Marrero. Lo acusa de terrorismo el régimen de Maduro. Su abogado, Joel García, aseguró que se encuentra recluido en El Helicoide, la prisión manejada por la policía secreta bolivariana y que es considerada el mayor centro de torturas del país.

Cinco años después, la anexión de Crimea no ha hecho más que profundizar la crisis entre Ucrania y Rusia, así como entre Rusia y la Unión Europea. Rusia fue expulsada del G7 y sometida a sanciones.

Vladimir Putin reivindicó la reunificación como si se tratara de la caída del Muro de Berlín en 1989. Se trató, en realidad, del cambio de fronteras más grande en Europa desde la Segunda Guerra Mundial en respuesta al Euromaidán, la revolución que echó del poder el 22 de febrero de 2014 al entonces presidente de Ucrania, Viktor Yanukóvich, cobijado por Moscú. El 18 de marzo se firmó el tratado de unión y el 21, día de la primavera, el parlamento ruso rubricó el cambio unilateral de fronteras del territorio que había cedido en 1956.

Fuente: El Interín

A %d blogueros les gusta esto: